Autores

Vida de autor: Samanta Schweblin

Cuando Samanta Schweblin está por escribir ficción se sienta en su escritorio llamado «El controlador aéreo» en medio de la habitación y así las palabras pueden salir hacía donde quiera.

 

 

Cuál fue tu primer trabajo de escritura remunerado?
Fue una participación en una antología de la editorial española Siruela. Se sintió como un premio, porque no había publicado prácticamente nada todavía, y admiraba muchísimo esa editorial y sus autores. Pero pagaron solo 50 dólares, y no me enviaron ningún ejemplar. De esos 50 dólares, mi editorial argentina se quedó con la mitad. Fui con los 25 dólares que me quedaron a la avenida corrientes, a comprar mi ejemplar, pero no me alcanzó la plata para pagarlo.   

Dónde trabajas habitualmente?
En mi escritorio. Tengo tres escritorios en un departamento de dos ambientes. Al escritorio para escribir lo llamo “el controlador aéreo”, es el único que no está contra una pared, porque tengo la teoría de que a los escritorios para escribir ficción uno debe poder sentarse desde cualquiera de sus cuatro lados. Un escritorio contra la pared no conduce a ningún sitio, solo choca contra el mismo material todos los días.  

Cuál es la mejor hora, el lugar y la música para inspirarse?
La mañana, durante una buena caminata por el Treptower Park, escuchando The Köln Concert de Keith Jarret, Sinnerman de Nina Simone, o Ronroco de Gustavo Santaolalla.

Todos tenemos momentos en que dudamos de nuestra capacidad. Qué haces para tomar coraje y seguir adelante?
Cuando dudo de mi material, cito el mantra de mi gran maestra, Liliana Hecker: “Los primeros borradores son un mal necesario”. Cuando dudo de mí como autora, como persona pública, no tengo realmente nada que me salve y siento que cada vez, en lugar de hacerlo mejor, lo hago peor. Confío que en esto no me deje levantar nunca el copete, y mantenga mis energías en el trabajo, que es lo que me hace más feliz. 

3 autores actuales que nos invitas a descubrir?
Salt Slow” de Julia Armfield; «Las aventuras de la china Iron” de Gabriela Cabezón Cámara; y “The Lost Children Archive” de Valeria Luiselli

3 grandes de todos los tiempos?
Franz Kafka, Shirley Jackson y Ray Bradbury.

En qué estás trabajando ahora?
Estoy escribiendo un cuento largo, podría ser una nueva nouvelle, pero todavía es muy pronto para hablar de ella. Siempre me da miedo hablar del material con el que estoy trabajando, tengo miedo de tocar algo delicado y que termine por romperse. 

Samatha Schweblin (Buenos Aires, 1978) es una escritora argentina. Ha publicado tres novelas y tres libros de cuentos. Ha sido traducida a veinticinco lenguas y becada por distintas instituciones y ganado varios premios. Su novela Distancia de rescate fue finalista al premio ManBooker 2017.